MODELO ROLE
Prevención de la violencia

Impulsamos programas de alto impacto para la prevención de la violencia con jóvenes de medio y alto riesgo, esto mediante un Modelo de Intervención grupal con enfoque cognitivo – conductual en contexto escolar, juzgados y barrios. 

En 2017, lanzamos el Modelo Cognitivo Conductual ROLE, contando con el respaldo del ITESO y USAID. Desde una lógica de impacto colectivo, generaremos alianzas con actores locales para fortalecerlos como socios implementadores, y mejorar el desarrollo socioemocional de los jóvenes, consiguiendo prevenir conductas violentas-delictivas de mayor gravedad. 

Contamos con una versión adaptada para contextos escolares, juzgados cívicos y contexto de pandillas/barrios.

A partir del año 2019, el modelo adquirió la evidencia suficiente para ser transferido a instituciones públicas y privadas que trabajan actualmente con jóvenes, que desean mejorar su impacto de inclusión y desarrollo de los jóvenes y/o de prevención del delito y la reincidencia carcelaria. 

Impacto del modelo ROLE

Contamos con resultados exitosos con jóvenes en riesgo en contextos escolares y con primeros infractores, además de arrojar resultados prometedores en contextos de pandillas y centros de readaptación social. 

Se han realizado por parte de externos, asesorías para el diseño del modelo con población abierta (JPV, 2017) una evaluación y asesoría para el rediseño en contextos escolares (JPal Latinoamérica, 2018), así como una evaluación de procesos y una de resultados intermedios (Consultoría LEES, 2018). 

También, contamos con dos evaluaciones de procesos (2018 y 2019), y dos evaluaciones de resultados intermedios (2018 y 2019), que muestran efectos positivos de la intervención como la disminución de conductas impulsivas, de auto-control (15%), conductas agresivas (15% a 35%),mejora del comportamiento prosocial (12%) y herramientas que ayudan a disminuir el comportamiento violento-delictivo.